Blog

Hoy no estaba ahí

Sentada en el cojín que pone sobre la glorieta, esperando.

Habría estado ocupada, o por fin, habría encontrado el amor después de tanto ensayo en vano.

Su media naranja

Después de varios años sin encontrarla, empezó a sospechar que tal vez, lo que realmente buscaba, era un kiwi.

Sed de la mala

Minutos antes de morir deshidratado, se escuchó el trueno de unos dedos a lo lejos, y salió corriendo a su tormenta.

Ficticio Gómez

Era muy parecido a mí.

Con la diferencia que todos sus conflictos emocionales eran producto de la imaginación.

Cosa que pensándolo más, no nos hacía tan diferentes.

Pronóstico Pérez

Carácter torrencial.
Presiones altas con depresiones aisladas.
Lluvias dispersas acompañadas de actividad eléctrica por la noche.

Fuera de eso, era bastante buen ciudadano.

Empalagado

Se endulzó tanto con la naranja, que se olvidó por completo, del mezcal.

¿Y del gusano? Ya mejor ni te cuento.

La musa y el mudo

Dejó solo el olor de su perfume, y a él, completamente mudo y con mucho que decir.

Ay que risa

Jaja
Jajaja
Jajajaja
Jajajajaja
Jajajajajaja
Jaj...

y cayó muerto al instante.

Excentricidad

Cuando se practica dignamente, no es más que la valentía de perseguir la propia curiosidad.

Héroe

Le gustaba tanto, pero tanto, que manipuló el ascensor para quedarse atrapados, y por fin tener ese momento a solas.

Nunca imagino que el novio sería un mecánico tan habilidoso.